La Condusef alertó sobre la suplantación de 13 instituciones financieras debidamente constituidas e inscritas en el SIPRES.

Detectan suplantación de institución financiera en Toluca

La Unidad de Atención A4 en el Estado de México de la Comisión para la Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) alertó sobre la suplantación de 13 instituciones financieras, debidamente constituidas e inscritas en el SIPRES y de las cuales una está ubicada en Toluca.

Capital, S.A.P.I. de C.V., ubicada en prolongación 5 de mayo 801 A Local 76 en la colonia Valle Verde en Toluca, cuyos telefónos son 215 09 69 y 215 82 39, y página de internet www.cashapoyoefectivo.com y legal@cashapoyoefectivo.com; fue suplantada por las empresas Capital y CASH APOYO PRESTAMOS que no tienen dirección ni correo electrónico, solo un número telefónico diferente 52 56 1609 3696“, detalló la dependencia.

La instituciones afectadas han informado de la suplantación de su razón social por personas físicas o “empresas” que buscan afectar económicamente a quienes solicitan un crédito.

“En enero pasado 10 financieras se habían visto afectadas por la suplantación de su nombre comercial e incluso de algunos de sus datos fiscales o administrativos, y hasta este mes suman 13 SOFOMES, E.N.R.“.

De acuerdo con la Condusef las empresas suplantadoras usualmente contactan a sus víctimas vía telefónica o por redes sociales ofreciéndoles créditos inmediatos, con pocos requisitos y con mensualidades de montos pequeños para hacerlos atractivos.

Utilizan información como razón social, direcciones, teléfonos e imagen corporativa (logotipos) de las entidades financieras debidamente autorizadas y registradas, para hacerse pasar por ellas. Solicitan a sus víctimas enviar su información personal vía WhatsApp, poniendo en riesgo sus datos personales.

También piden anticipos de dinero en efectivo o mediante depósito a una cuenta bancaria con la supuesta finalidad de gestionarlo, adelantar mensualidades, pagar gastos por apertura o como fianza en garantía, generalmente por el equivalente a 10% del monto total del crédito solicitado, que puede ser de 1,000 hasta 200,000 pesos.

Cuando las víctimas realizan los depósitos a la cuenta señalada, no reciben el crédito y es imposible localizar a los promotores, “ahí es cuando descubren que han sido engañados”.

You must be logged in to post a comment Login